ESTETICA  CORPORAL

Rejuvenecimiento Sin Cirugía
Peeling Rápido
por: Inés Beatriz Cardella - Cosmiatra

Muchas mujeres mueren de miedo con sólo escuchar la palabra peeling; para ellas la promesa de renovar la piel no era argumento suficiente para exponer su rostro a un tratamiento que las obligaba a esconderse en su casa.
Después del tratamiento dermatológico antes de la descamación, el rostro mostraba señales de piel quemada, oscura, hinchada e irritada; la paciente necesitaba desaparecer por lo menos durante una semana.
Este panorama comenzó a cambiar hace aproximadamente cinco años con una técnica que proporciona una descamación más moderada y que es clasificada de intensidad media.
Hay dos formas de realizarse, una consiste en 6 secciones de 30 minutos, donde se van intensificando en forma gradual el porcentaje de los ácidos aplicados logrando así un acostumbramiento de la piel y una descamación más lenta e imperceptible de la misma.
La paciente puede seguir desarrollando sus actividades normales sin tener que evitar su contacto con el público.
El otro sistema es el peeling de fin de semana; éste puede realizarse con un pool de ácidos que varían entre la resorcina, ácido láctico, salicílico o retinoico en concentraciones que pueden variar entre un 5% y un 20%, de acuerdo al criterio de la profesional.
Este tratamiento se realiza generalmente el día jueves, el sábado la descamación es más intensa y el lunes prácticamente no se nota.
Estos tratamientos borran finas arrugas, tanto en el rostro como en el cuello y la zona pectoral, elimina también marcas del fotoenvejecimiento (manchas producidas por la exposición al sol), aportando un brillo al rostro y un total rejuvenecimiento de la piel.
Realizado el tratamiento se aconseja una hidratación y nutrición profunda, como así también el uso de filtros solares y pantallas según el tipo de piel. 
_