Tomar sol es saludable, pero...

Exponerse diariamente al sol durante unos minutos permite al organismo formar la vitamina D; ésta se halla en muy pocos alimentos y en cantidades muy pequeñas.

Pero es importante tener en cuenta que hay que tomar precauciones que eviten perjudicar la piel y otros efectos posteriores indeseables. Para ello...

Evite el sol entre las 11 y las 16 horas.

Use sombrero si permanece largo tiempo bajo el sol.

Use siempre cremas protectoras con filtro solar para impedir la penetración de los rayos más perjudiciales en la piel.

Las personas de piel excesivamente blanca y los bebés y niños requieren un filtro solar total, que retenga todos los rayos ultravioleta.

No use aceites bronceadores y otros productos grasos, ya que impiden la correcta ventilación de la piel.

Protéjase de golpes de calor cubriéndose y mojándose la cabeza.

Evite el alcohol y tome por lo menos dos litros de líquido por día.