Andrés Chazarreta
y el Día Nacional del Folklore

En conmemoración al natalicio del músico, compositor e investigador santiagueño Andrés Chazarreta (1876-1960) considerado como el “Patriarca del Folclore”, se instituyó al día 29 de mayo como el “Día Nacional del Folclorista”.

Ante esta reciente efeméride de celebración, bien vale la ocasión para recordar y conocer la figura de un músico que resulta muy importante para la historia de la música argentina.

Andrés Chazarreta nació el 29 de mayo de 1876, en Santiago del Estero. Comenzó su formación en escuelas provinciales y luego ingresó a la normal, de donde se graduó de maestro en 1896. Ejerció la docencia durante 27 años ininterrumpidos; fue profesor del Internado Muñoz y director de las escuelas de San Francisco, La Merced y el Círculo Católico de Obreros. Desde los 15 años tocaba de oído diversos instrumentos musicales como la guitarra, el mandolín, el violín y el piano, y en general siempre cultivó esa condición en forma autodidacta, salvo las breves lecciones de solfeo que recibió allá por 1898. Desde 1901 además se dedicó a la enseñanza de la guitarra y el mandolín.

Entre 1905 y 1906 comenzó a recopilar, en una tarea que se prolongó durante más de cincuenta años, el folclore musical argentino. A él se le deben la identificación de gran parte de los estilos musicales folclóricos de Argentina, como el cuando, el escondido, el llanto, el marote, el pala pala, el palito, el prado, el triunfo, la arunguita, la condición, la firmeza, la lorencita, la media caña, la refalosa, y los aires, entre otros.

Unos años más tarde formó el Conjunto de Arte Nativo, compuesto por 30 personas, entre ejecutantes y bailarines, y con ellos recorrió primero el noroeste, y luego debutó el 16 de marzo de 1921 en el Teatro Politeama de Buenos Aires, en una representación considerada histórica, porque señaló la primera difusión de carácter nacional de la música folclórica argentina, y continuó con su recorrido hasta 1936. Mientras tanto, Chazarreta continuaba con su labor docente y su tarea de recopilación y transcripción de las obras de las cuales iba tomando conocimiento.

El éxito del Conjunto en el Politeama fue grande: permaneció en cartel por más de un mes, a razón de 2 funciones diarias. Esto posibilitó la realización de giras por ciudades como La Plata, Rosario, Paraná, Córdoba y Montevideo. Desde entonces, y hasta 1939, ya fuera con su compañía o con sus grupos de niños, Chazarreta retornaba año por medio a la capital donde terminó fundando, en 1941, la Academia de Danzas Nativas y en 1942 la Orquesta de Arte Nativo.

También fundó el Instituto de Folklore que llevó su nombre y llegó a tener 72 sucursales en todo el país. Ha publicado once álbumes de música nativa para piano y dos para guitarra, alcanzando el total de sus composiciones la cifra de 395 obras, entre recopilaciones y creaciones. Someramente mencionamos “Zamba de Vargas”, “Siete de abril”, “Criollita santiagueña”, “Zamba alegre”, “La boliviana”, “Esquina de campo”, “El tucumano”, “La gorostiaguista”, “Santiago del Estero”, “Ciudad de Córdoba” y “La telesita”

Falleció el 24 de abril de 1960.

La ley nro. 26.665, que instituye el 29 de mayo como Día Nacional del Folklore, fue sancionada el 16 de marzo de 2011, misma fecha en que se cumplían 90 años de aquella presentación de Don Andrés Chazarreta en el teatro Politeama.