Proyectos... y algo más

Por:  Lic. Mónica Cersósimo – Psicóloga (M.N. 16566)

El proyecto es el resultado de una elaboración personal y para el ser humano es el como un motor que lo impulsa para cumplir con sus metas. El entusiasmo puesto en el logro del proyecto está relacionado con las emociones.

El proyecto es una planificación que consiste en un conjunto de actividades que se encuentran interrelacionadas y coordinadas y requiere de una serie de tácticas y estrategias.

La finalización del primer semestre del año es un buen momento para hacer un pequeño balance de los avances y logros obtenidos, y para hacer las modificaciones necesarias en el caso de que así se lo requiera.

Lo importante es transitar por la vida con proyectos, o sea tener metas hacia las cuales orientarnos.

No debemos abandonar este motor que actúa como empuje para nuestro crecimiento y para nuestra realización personal. El proyecto no tiene que ver con la edad sino con el deseo.

La energía puesta en el cumplimiento del proyecto nos mantiene firmes y no nos deja caer cuando se presentan crisis ocasionales.

Los proyectos compartidos a nivel laboral conforman buenos grupos de trabajo y los alcances de los mismos suelen ser importantes y por lo general se los piensa a mediano o largo plazo.

También podemos hablar de proyectos familiares. Tienen que ver en cómo se prepara la familia para transitar las etapas que les toca vivir.

Los integrantes de las familias atraviesan distintas situaciones como nacimientos, cumpleaños, casamientos, etc., y cada familia va haciendo proyectos para llegar al momento esperado de la mejor manera posible, y con el mayor amor.

 

Los proyectos dan ánimo y fuerza para transitar por este lindo camino que es la vida.