El deseo de delgadez

        por la Dra. Graciela Finkelstein - "Adelgazamiento Saludable"

Para lograr la delgadez no basta con estar harto de la obesidad o el sobrepeso; tampoco con estar preocupado por todos los problemas que nos trae la obesidad, como hipertensión arterial, diabetes, dislipemias, trastornos cardiovasculares, entre otros. Esta epidemia mundial aumenta a pasos agigantados.

Para poder estar conectado con el deseo de la delgadez, hace falta más que preocuparse, hay que ocuparse. Es decidirse, es poner voluntad, es darle continuidad, es integrarlo a la vida. Cuando quitamos la comida nos queda un lugar vacío que deberíamos completar, con un deseo personal de cambio, con acción para cambiar. Para esto es muy importante el grupo, que nos ayudará a sostener nuestro deseo.

Si me falta motivación, tengo que trabajar para encontrarla, debo recurrir a la decisión de cambiar hábitos, estilo de vida. Cuando uno come en exceso, se aleja de su deseo y estando a dieta se aumentan las ganas de otra cosa. Los deseos postergados están pendientes y deben retomarse, esto se logra con la dieta, poniendo límite al exceso. Encontrar el placer en la delgadez, el respeto por nuestro cuerpo y por nuestra libertad de elegir cómo queremos vivir, sin sobrepeso, eligiendo a cada instante, cómo quiero transcurrir mi vida.

Si elijo estar delgada, ¿por qué no me respeto y, en cambio, vuelvo a comer en exceso? En definitiva, de esta manera no soy libre de elegir: la tendencia pudo más, hasta que el corte sea hecho con madurez. Es más fácil tirarse en la cama con comida, control remoto en mano, que trabajar para ser feliz y remar para decir NO al exceso.

Solo hay que animarse, encontrarse con uno y con el GRUPO. Es una experiencia maravillosa donde el encuentro con el otro nos permite fortalecer nuestro deseo y ayudarnos a seguir adelante, en el transcurrir de sacarse las capas de grasa e ir descubriendo esa nueva persona que se encontraba dentro nuestro y que finalmente ponemos en libertad. Lo que pide un paciente cuando se acerca al consultorio, no es tanto una dieta, sino la fuerza para poder hacerla y eso es lo que nos brinda EL GRUPO. Porque solos no podemos. Los esperamos en el consultorio para ayudarlos a encontrarse con el deseo de DELGADEZ.