> MÚSICA

Falleció Mariano Mores
                     Q. E. P. D.                        

Mariano Mores falleció el 13 de abril (de 2016) en Buenos Aires, a los 98 años. Sus restos fueron despedidos en el Teatro Colón.
Su nombre real era Mariano Alberto Martínez, había nacido el 18 de febrero de 1918 en Buenos Aires. Llegó a ser uno de los grandes exponentes del tango: se suele recordar su figura tocando el piano, pero también se destacó como director de orquesta. Y, sobre todo, como compositor.
Empezó a los 14 años en el Café Vicente de la calle Corrientes. Primero fue acompañante del conjunto criollo La Cuyanita y luego pianista de Roberto Firpo.
Entre 1939 y 1948 fue el piano solista de la orquesta del gran Francisco Canaro, para luego experimentar con sus propias formaciones: tuvo etapas en las que brilló con su sexteto rítmico, aunque también arreglaba el tango con orquestas de sesgo sinfónico, lo que ya había hecho con Canaro.
Tras sus comienzos, con el sello Mercurio, entre 1954 y 1969 grabó en Odeón. A mediados de los '90 volvió a las disquerías con un álbum en vivo, después de más de dos décadas sin grabaciones.
Mariano Mores fue un artista completo. De pianista prodigio y gran compositor, llegó a ser un galán de cine. 
Formó dupla creativa con los grandes letristas del género: compuso "Uno", tango al que agregó letra Enrique Santos Discépolo; "Gricel", con José María Contursi; "Copas, amigos y besos", con Enrique Cadícamo, y "Una lágrima tuya", junto a Homero Manzi. También compuso otros recordados tangos, como "Cuartito azul", "Cafetín de Buenos Aires", "Cristal", y las milongas "El firulete" y "Taquito militar". Ésta fue votada como la mejor milonga en el año 2000, misma votación en la que Mariano Mores fue erigido como el mejor compositor del siglo.
En cine, trabajó como actor y músico en películas como "Corrientes... calle de ensueños!" (1948), "La doctora quiere tangos" (1949), "Corrientes, calle de ensueños" (1949) y "La voz de mi ciudad" (1953). En la ficción tuvo "romances" con Mirtha Legrand y Diana Maggi, entre otras.
En la televisión tuvo el papel protagónico junto a Mirtha Legrand en la serie cómico-musical "M ama a M" (1957) y en la serie "La familia Mores" (1967).
Además, produjo destacados espectáculos de revista porteña, como "Buenas noches Buenos Aires" (1963), "Buenos Aires canta al mundo" (1966) y "Yo canto a mi Argentina" (1973).
A lo largo de su larguísima trayectoria, Mores se destacó como arreglador y director de orquesta, con lo que se consagró gracias a una serie de conciertos celebrados en el Lincoln Center de Nueva York, así como con sus participaciones al frente de la Orquesta Sinfónica de Londres y la orquesta Sinfónica de Montevideo, Uruguay.
La muerte de su hijo Nito, de 39 años, en mayo de 1984, víctima de cáncer, fue un duro golpe para Mores. Debido a esto, suspendió una gira por Japón y, desde entonces, recordó a Nito en cada espectáculo que brindó. "Siempre está conmigo. Cuando salgo al escenario, lo primero que tengo es la mano de Nito sobre el piano. Lo tengo al lado... Me quedo un instante obnubilado, sin pensar en nada. Hago un silencio, pongo las manos sobre el piano y cuando el sonido llega a mí empiezo a macerar mi inquietud espiritual que me lleva a momentos muy hermosos que compartí en vida con Nito", según contó en un reportaje.
El 5 y 6 de julio de 2008, al cumplir 90 años, realizó dos recitales en el Luna Park llamados "90 años no es nada", poniendo en escena a más de cincuenta artistas, con una orquesta de cuarenta músicos, un ballet y figuras invitadas.
El 21 de febrero de 2012, tres días después de cumplir 94 años, Mores traspasó simbólicamente su batuta a su nieto Gabriel en el recital de despedida realizado en el teatro Auditorium de la ciudad de Mar del Plata.
En agosto de 2015, Mores tuvo su gran homenaje en vida. En el Teatro Colón se produjo una simbólica fiesta musical en la apertura del Festival y Mundial de Tango de la Ciudad. Su nieto, Gabriel Mores, dirigió un sexteto de cuerdas y a los cuarenta músicos de la Orquesta Filarmónica de Buenos Aires para recordar los grandes éxitos del reconocido músico.
En esa noche, Mores disfrutó del concierto vía streaming. Como no quiso estar "ausente" del Colón, grabó un audio con un saludo: "Buenas noches amigos de siempre. Les dejo mi corazón y quedan en compañía de mi orquesta", con lo que llegó la primera ovación de la noche.
En 2007 habíamos reseñado su vida en la sección "Grandes de nuestro tango" de Revista AquíDEVOTO, dividida en dos partes. Esa nota biográfica puede leerse en nuestro sitio web:

http://www.acercandolosbarrios.com.ar/2007/abril07/tango_marianomores-1p.htm

http://www.acercandolosbarrios.com.ar/2007/mayo07/tango_marianomores-2p.htm